El idear una lonchera apetitosa, nutritiva y económica es un reto para los que estamos a cargo de la alimentación de niños, ya que debemos seleccionar alimentos que permitan a nuestros hijos crecer y desarrollarse de una forma sana y adecuada.

El objetivo de una buena lonchera es que incluya alimentos que tengan los requerimientos nutricionales que necesita cada niño. Por ello, debe ser balanceada; variada en sabores, texturas y colores; con alimentos fáciles de manipular y comer, y que al mismo tiempo sean familiares para el niño.

Es importante saber que los niños deben realizar tres comidas principales con una o dos meriendas, en las cuales deben estar presentes las proteínas, grasas, carbohidratos, vitaminas y minerales necesarios para su óptimo desarrollo y crecimiento.

Consejos saludables para la buena alimentación de los niños

  • El niño debe desayunar antes de ir al colegio.
  • Planifique sus comidas con anticipación.
  • No hay un solo tipo de alimento que contenga todos los nutrientes que necesita el niño.
  • Incluya una variedad de alimentos cada día (proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas y minerales).
  • Es importante incluir una buena provisión de agua natural, mineral sin gas, y jugos de frutas elaborados 100% de fruta.
  • El niño debe tomar entre 2 y 3 vasos de leche al día, en su defecto consumir alimentos ricos en calcio (queso, yogurt).
  • Haga énfasis en las frutas, verduras y hortalizas. Puede dárselas como jugos, merengadas, sopas, cremas o ensaladas.
  • Seleccione panes y galletas, preferiblemente enriquecidos con hierro.
  • Use poca sal y azúcar, si no es necesario no la use.
  • Utilice condimentos como: cebolla, pimentón, tomate, etc.
  • Limite el consumo de dulces de su hijo. Un dulce al día es más que suficiente (torta, galleta hechos en casa).

Para más consejos saludables respecto a la alimentación de nuestros niños, te invitamos a que visites la web del Programa de Fortalecimiento Nutricional para la prevención del cáncer www.laloncherademihijo.org